Done hoy!

Necesitamos de su ayuda

Para mantener este sitio web, y ayudarnos a crecer! ahora queremos desarrolla una Aplicación Móvil para que pueda tener la novena en su celular, con alertas para que no olvide seguir día a día las oraciones… pero esto tiene un costo (y no podemos cubrirlo). Si usted desea puede comprar un bono de 3 USD, con este donativo se invertirá en mejoras del sitio.

miércoles, 23 de enero de 2013

Oración para proteger contra problemas y cosas extrañas e inexplicables !

Hemos tomado está oración que encontramos en YouTube, como oración de protección y liberación todos los derechos de autor son respetados.




Si desea colaborar con este sitio web, solo debe salir por los anuncios publicitarios que se encuentran en la web, esto donará 0,01 US$, cada vez que visite la web de los anunciantes. Gracias por su colaboración.

martes, 22 de enero de 2013

El Santo Rosario Católico en Español

Queremos ofrecer una guía para rezar el santo rosario católico, en esta web encontrarán el vídeo día a día según el misterio del rosario que corresponda por día.


Cargando ...

Oraciones del Rosario 


SEÑAL DE LA CRUZ
+Por la señal de la Santa Cruz, de nuestros enemigos líbranos Señor, Dios nuestro.
+En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.


CREDO

Creo en Dios, Padre todopoderoso, Creador del cielo y de la tierra. Creo en Jesucristo, su único Hijo, nuestro Señor, que fue concebido por obra y gracia del Espíritu Santo, nació de Santa María Virgen, padeció bajo el poder de Poncio Pilato, fue crucificado, muerto y sepultado, descendió a los infiernos, al tercer día resucitó de entre los muertos, subió a los cielos y está sentado a la derecha de Dios, Padre todopoderoso. Desde allí ha de venir a juzgar a vivos y muertos. Creo en el Espíritu Santo, la santa Iglesia católica, la comunión de los santos, el perdón de los pecados, la resurrección de la carne y la vida eterna. Amén.

ACTO DE CONTRICIÓN

Señor mío Jesucristo, Dios y Hombre verdadero, Creador, Padre y Redentor mío; por ser vos quien sois, bondad infinita, y porque os amo sobre todas las cosas, me pesa de todo corazón haberos ofendido; también me pesa porque podéis castigarme con las penas del infierno. Ayudado de vuestra divina gracia, propongo firmemente nunca más pecar, confesarme y cumplir la penitencia que me fuere impuesta. Amén.


PADRENUESTRO

Padre nuestro, que estás en el cielo, santificado sea tu Nombre; venga a nosotros tu reino; hágase tu voluntad, en la tierra como en el cielo. Danos hoy nuestro pan de cada día; perdona nuestras ofensas, como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden; no nos dejes caer en la tentación y líbranos del mal. Amén.

AVEMARÍA

Dios te salve, María; llena eres de gracia; el Señor es contigo; bendita Tú eres entre todas las mujeres, y bendito es el fruto de tu vientre, Jesús. 

Santa María, Madre de Dios, ruega por nosotros pecadores, ahora y en la hora de nuestra muerte. Amén.


GLORIA

Gloria al Padre, y al Hijo, y al Espíritu Santo.
Como era en el principio, ahora y siempre, y por los siglos de los siglos. Amén.

JACULATORIAS
Puede usarse una de estas dos:

María, Madre de gracia, Madre de misericordia, defiéndenos de nuestros enemigos y ampáranos ahora y en la hora de nuestra muerte. Amén.
Oh Jesús, perdónanos nuestros pecados, sálvanos del fuego del infierno y guía todas las almas al Cielo, especialmente aquellas que necesitan más de tu misericordia. (Oración de Fátima).

SALVE

Dios te salve, Reina y Madre de misericordia, vida, dulzura y esperanza nuestra; Dios te salve. A Ti llamamos los desterrados hijos de Eva; a Ti suspiramos, gimiendo y llorando, en este valle de lágrimas. Ea, pues, Señora, abogada nuestra, vuelve a nosotros esos tus ojos misericordiosos; y después de este destierro muéstranos a Jesús, fruto bendito de tu vientre. ¡Oh clementísima, oh piadosa, oh dulce siempre Virgen María!

Ruega por nosotros, Santa Madre de Dios, para que seamos dignos de alcanzar las promesas de Nuestro Señor Jesucristo.

Oración. Omnipotente y sempiterno Dios, que con la cooperación del Espíritu Santo, preparaste el cuerpo y el alma de la gloriosa Virgen y Madre María para que fuese merecedora de ser digna morada de tu Hijo; concédenos que, pues celebramos con alegría su conmemoración, por su piadosa intercesión seamos liberados de los males presentes y de la muerte eterna. Por el mismo Cristo nuestro Señor. Amén.

Los misterios 

Misterios Gozosos (Se rezan los lunes y los sábados) 
1. La Encarnación del Hijo de Dios (Lucas 1:26-38).
2. La Visitación de Nuestra Señora a su prima Santa Isabel (Lucas 1:39-53). 
3. El Nacimiento del Hijo de Dios en Belén (Lucas 2:6-19). 
4. La Purificación de Nuestra Señora (Lucas 2:22-40). 
5. El Niño perdido y hallado en el Templo (Lucas 2:41-52). 

Misterios Dolorosos (Se rezan los martes y los viernes) 
1. La Oración del Huerto (Mateo 26:36-41). 
2. La Flagelación del Señor (Juan 18:36-38; 19:1). 
3. La Coronación de espinas (Marcos 15:14-17; Mateo 27:24-30). 
4. La Cruz a cuestas (Juan 19:17; Lucas 9:23). 
5. Jesús muere en la Cruz (Juan 19:25-30). 

Misterios Gloriosos (Se rezan los miércoles y los domingos) 
1. La Resurrección del Señor (Marcos 16:6-8). 
2. La Ascensión del Señor (Mateo 28:18-20; Hechos 1:9-11). 
3. La Venida del Espíritu Santo (Hechos 2:1-4). 
4. La Asunción de Nuestra Señora (Cantar 2:3-6,10). 
5. La Coronación de María Santísima (Cantar 6:10; Lucas 1:51-54). 

Misterios Luminosos (Se rezan los jueves) 
1. El Bautismo de Jesús en el Jordán 2 Co 5, 21; . Mt 3, 17.
2. Las bodas de Caná; Jn 2, 1-12. 
3. El anuncio del Reino de Dios Mc 1, 15; Mc 2. 3-13; Lc 47-48. 
4. La Transfiguración; Lc 9, 35. 
5. La Institución de la Eucaristía, expresión sacramental del misterio pascual. Jn13, 1.


Si desea colaborar con este sitio web, solo debe salir por los anuncios publicitarios que se encuentran en la web, esto donará 0,01 US$, cada vez que visite la web de los anunciantes. Gracias por su colaboración.

martes, 8 de enero de 2013

Primer Día, Novena Desatanudos


  1. Hacer la señal de la Cruz 
    Tómese un tiempo para armonizar su espíritu y conectarse con las energías del universo.
  2. Acto de contrición

    Jesús, mi señor y redentor, yo me arrepiento de todos los pecados que he cometido hasta hoy, y me pesa de todo corazón porque con ellos he ofendido a un Dios tan bueno. Propongo firmemente no volver a pecar y confío en que por tu infinita misericordia, me has de conceder el perdón de mis culpas, y me has de llevar a la vida eterna. Amen.

  3. Recitar las tres primeras decenas del Santo Rosario

    Cargando ...


  4. Día Primero:
    Santa Madre amada mía, Santa María, que desatas los “nudos” que oprimen la vida de tus hijos, tiende Tus manos misericordiosos hacia mí. Te doy hoy este “nudo” (nombrarlo Si es posible) y cada consecuencia negativa que este provoca en mi Vida. Te doy este “nudo” que me tormenta, me hace infeliz y me impide unirme a Ti y a Tu Hijo Jesús Salvador.

    Recurro a Ti María que desatas estos nudos porque tengo Confianza en Ti y Se que nunca desamparas a un pecador que te súplica de tu ayuda. Creo que Tu puedes desatar estos nudos porque eres mi Madre. Se que Lo Harás porque me amas con amor eterno. Gracias Madre amada mía

    “María que desata los nudos” Ruega por mí.

    María es el Sol y todo el mundo beneficia de Su calor.

  5. Recitar las dos últimas decenas del Santo Rosario
  6. Oración Final

    Virgen María, Madre del Bello Amor, Madre que nunca ha abandonado a uno de sus hijos que implora por tu ayuda. Madre cuyas manos trabajan sin tregua por sus hijos tanto amados, porque son empujadas del amor Divino, y de la infinita misericordia que sale de tu corazón.

    Vuelve hacia mí tu mirada llena de compasión. Mira el cúmulo de ”nudos” en mi vida. Conoces mi desesperación y mi dolor. Sabes cuánto me paralizan estos nudos María, Madre encargada de Dios, de desatar los “nudos” de la vida de sus hijos, pongo nuevamente la cinta de mi vida en tus manos. En tus divinas manos no hay “nudo” que no pueda ser desatado. Madre Omnipotente, con la gracia y Tu poder de intercesión con tu hijo Jesús, mi salvador, Recibe hoy este “nudo” (nombrarlo si es posible) por la Gloria de Dios te pido desatarlo, y desatarlo para siempre. Espero en ti.

    Eres el único consuelo que Dios me ha dado. Eres la fortaleza de mis fuerzas precarias, la riqueza de mis miserias, la liberación de todo lo que me impide de estar con Cristo. Acoge mi llamada. Presérvame, guíame, protégeme, se mi refugio. María que desata los nudos, ruega por mi. Madre de Jesús y Madre nuestra, María Santísima Madre de Dios; tú sabes que la vida nuestra está llena de nudos pequeños y grandes. Nos sentimos sofocados, aplastados, oprimidos e impotentes en resolver nuestros problemas. Confiamos en ti, virgen de paz y de misericordia. Nos dirigimos al padre por Jesús Cristo en él Espíritu Santo, unidos a todos los ángeles y a los santos. María en coronada de doce estrellas que aplasta con tus santísimos pies la cabeza de la serpiente y no nos dejas caer en las tentaciones, libéranos de cada esclavitud, confusión e inseguridad.

    Danos tu gracia y tu Luz para poder ver en las tinieblas que nos rodean y seguir la justa calle. Madre generosa, te presentamos suplicantes nuestra petición de ayuda.

Humildemente te suplicamos:
Desata los nudos de nuestras molestias físicas y de las enfermedades incurables
María Escúchanos!  

Desata los nudos de los conflictos psíquicos dentro de nosotros, nuestra angustia, y miedo la no aceptación de nosotros mismos y de nuestra realidad.
María Escúchanos!  

Desata los nudos de nuestra posesión diabólica
María Escúchanos!
Desata los nudos en nuestra familia en la relación con los hijos
María Escúchanos!  

Desata los nudos en la esfera profesional, en la imposibilidad de encontrar un trabajo decoroso o en la esclavitud de trabajar con exceso.
María Escúchanos!  

Desata los nudos dentro de nuestra comunidad parroquial y en nuestra iglesia que es una santa católica y apostólica
María Escúchanos!  

Desata los nudos entre las varias iglesias cristianas y confesiones religiosas y danos la unidad en el respeto de las diversidades
María Escúchanos!  
Desata los nudos en la vida social y política de nuestro País
María Escúchanos!  

Desata todos los nudos de nuestro corazón para poder ser libres de amar con generosidad
María Escúchanos!  

María que desatas los nudos, ruega por nosotros a tu Hijo Jesús Cristo nuestro Señor. Amén.


Si desea colaborar con este sitio web, solo debe salir por los anuncios publicitarios que se encuentran en la web, esto donará 0,01 US$, cada vez que visite la web de los anunciantes. Gracias por su colaboración.

Segundo Día, Novena Desatanudos


  1. Hacer la señal de la Cruz 
    Tómese un tiempo para armonizar su espíritu y conectarse con las energías del universo.
  2. Acto de contrición

    Jesús, mi señor y redentor, yo me arrepiento de todos los pecados que he cometido hasta hoy, y me pesa de todo corazón porque con ellos he ofendido a un Dios tan bueno. Propongo firmemente no volver a pecar y confío en que por tu infinita misericordia, me has de conceder el perdón de mis culpas, y me has de llevar a la vida eterna. Amen.

  3. Recitar las tres primeras decenas del Santo Rosario

    Cargando ...


  4. Día Segundo:
    María Madre muy amada, Reina de Gracia, mi corazón se dirige hoy hacia Ti. Me reconozco pecador y necesito de Ti No tuve en cuenta Tus gracias a causa de mi egoísmo, de mi rencor, de la falta de generosidad y de humildad.

    Hoy me dirijo a Ti, “María que desata los nudos” para que Tu pidas por mí, a Tu Hijo Jesús la pureza de corazón, el despego, la humildad y la Confianza. Viviré éste día con estas virtudes. Te las ofrezco como prueba de mi amor para Ti. Pongo este "nudo" ( nombrarlo Si es posible) en Tus manos porque me impide ver la Gloria de Dios.

    “María que desata los nudos” Ruega por mí.

    María es el Sol y todo el mundo beneficia de Su calor.

  5. Recitar las dos últimas decenas del Santo Rosario
  6. Oración Final

    Virgen María, Madre del Bello Amor, Madre que nunca ha abandonado a uno de sus hijos que implora por tu ayuda. Madre cuyas manos trabajan sin tregua por sus hijos tanto amados, porque son empujadas del amor Divino, y de la infinita misericordia que sale de tu corazón.

    Vuelve hacia mí tu mirada llena de compasión. Mira el cúmulo de ”nudos” en mi vida. Conoces mi desesperación y mi dolor. Sabes cuánto me paralizan estos nudos María, Madre encargada de Dios, de desatar los “nudos” de la vida de sus hijos, pongo nuevamente la cinta de mi vida en tus manos. En tus divinas manos no hay “nudo” que no pueda ser desatado. Madre Omnipotente, con la gracia y Tu poder de intercesión con tu hijo Jesús, mi salvador, Recibe hoy este “nudo” (nombrarlo si es posible) por la Gloria de Dios te pido desatarlo, y desatarlo para siempre. Espero en ti.

    Eres el único consuelo que Dios me ha dado. Eres la fortaleza de mis fuerzas precarias, la riqueza de mis miserias, la liberación de todo lo que me impide de estar con Cristo. Acoge mi llamada. Presérvame, guíame, protégeme, se mi refugio. María que desata los nudos, ruega por mi. Madre de Jesús y Madre nuestra, María Santísima Madre de Dios; tú sabes que la vida nuestra está llena de nudos pequeños y grandes. Nos sentimos sofocados, aplastados, oprimidos e impotentes en resolver nuestros problemas. Confiamos en ti, virgen de paz y de misericordia. Nos dirigimos al padre por Jesús Cristo en él Espíritu Santo, unidos a todos los ángeles y a los santos. María en coronada de doce estrellas que aplasta con tus santísimos pies la cabeza de la serpiente y no nos dejas caer en las tentaciones, libéranos de cada esclavitud, confusión e inseguridad.

    Danos tu gracia y tu Luz para poder ver en las tinieblas que nos rodean y seguir la justa calle. Madre generosa, te presentamos suplicantes nuestra petición de ayuda.

Humildemente te suplicamos:
Desata los nudos de nuestras molestias físicas y de las enfermedades incurables
María Escúchanos!  

Desata los nudos de los conflictos psíquicos dentro de nosotros, nuestra angustia, y miedo la no aceptación de nosotros mismos y de nuestra realidad.
María Escúchanos!  

Desata los nudos de nuestra posesión diabólica
María Escúchanos!
Desata los nudos en nuestra familia en la relación con los hijos
María Escúchanos!  

Desata los nudos en la esfera profesional, en la imposibilidad de encontrar un trabajo decoroso o en la esclavitud de trabajar con exceso.
María Escúchanos!  

Desata los nudos dentro de nuestra comunidad parroquial y en nuestra iglesia que es una santa católica y apostólica
María Escúchanos!  

Desata los nudos entre las varias iglesias cristianas y confesiones religiosas y danos la unidad en el respeto de las diversidades
María Escúchanos!  
Desata los nudos en la vida social y política de nuestro País
María Escúchanos!  

Desata todos los nudos de nuestro corazón para poder ser libres de amar con generosidad
María Escúchanos!  

María que desatas los nudos, ruega por nosotros a tu Hijo Jesús Cristo nuestro Señor. Amén.


Novena a la Virgen Desatanudos día por día

Si desea colaborar con este sitio web, solo debe salir por los anuncios publicitarios que se encuentran en la web, esto donará 0,01 US$, cada vez que visite la web de los anunciantes. Gracias por su colaboración.

Tercer Día, Novena Desatanudos


  1. Hacer la señal de la Cruz 
    Tómese un tiempo para armonizar su espíritu y conectarse con las energías del universo.
  2. Acto de contrición

    Jesús, mi señor y redentor, yo me arrepiento de todos los pecados que he cometido hasta hoy, y me pesa de todo corazón porque con ellos he ofendido a un Dios tan bueno. Propongo firmemente no volver a pecar y confío en que por tu infinita misericordia, me has de conceder el perdón de mis culpas, y me has de llevar a la vida eterna. Amen.

  3. Recitar las tres primeras decenas del Santo Rosario

    Cargando ...


  4. Día Tercero:
    Madre mediadora, Reina del cielo, en cuyas manos están las riquezas del Rey, dirige a mi Tus ojos misericordiosos. Pongo en Tus manos santas este “nudo” de mi Vida (nómbralo Si es posible) y todo el resentimiento que resulta de esta atadura.

    Dios Padre, te pido perdón por mis pecados. Ayúdame ahora a perdonar cada persona que deliberadamente o inconscientemente, ha provocado este “nudo”. Gracias a esta liberación Tu podrás desatarlo, Madre amada mía delante de Ti, y en Nombre de Tu Hijo Jesús mi Salvador, que fue tan ofendido, y que supo perdonar, perdono ahora a estas personas (taerlas a tu corazón y perdonarlas con amor) y también a mi mismo por siempre.

    “María que desata los nudos”, te agradezco porque desatas en mi corazón el “nudo” del rencor y el “nudo” que hoy te presento. Amén.

    “María que desata los nudos” Ruega por mí.

    Quién quiere la gracia, que se dirija a María.

  5. Recitar las dos últimas decenas del Santo Rosario
  6. Oración Final

    Virgen María, Madre del Bello Amor, Madre que nunca ha abandonado a uno de sus hijos que implora por tu ayuda. Madre cuyas manos trabajan sin tregua por sus hijos tanto amados, porque son empujadas del amor Divino, y de la infinita misericordia que sale de tu corazón.

    Vuelve hacia mí tu mirada llena de compasión. Mira el cúmulo de ”nudos” en mi vida. Conoces mi desesperación y mi dolor. Sabes cuánto me paralizan estos nudos María, Madre encargada de Dios, de desatar los “nudos” de la vida de sus hijos, pongo nuevamente la cinta de mi vida en tus manos. En tus divinas manos no hay “nudo” que no pueda ser desatado. Madre Omnipotente, con la gracia y Tu poder de intercesión con tu hijo Jesús, mi salvador, Recibe hoy este “nudo” (nombrarlo si es posible) por la Gloria de Dios te pido desatarlo, y desatarlo para siempre. Espero en ti.

    Eres el único consuelo que Dios me ha dado. Eres la fortaleza de mis fuerzas precarias, la riqueza de mis miserias, la liberación de todo lo que me impide de estar con Cristo. Acoge mi llamada. Presérvame, guíame, protégeme, se mi refugio. María que desata los nudos, ruega por mi. Madre de Jesús y Madre nuestra, María Santísima Madre de Dios; tú sabes que la vida nuestra está llena de nudos pequeños y grandes. Nos sentimos sofocados, aplastados, oprimidos e impotentes en resolver nuestros problemas. Confiamos en ti, virgen de paz y de misericordia. Nos dirigimos al padre por Jesús Cristo en él Espíritu Santo, unidos a todos los ángeles y a los santos. María en coronada de doce estrellas que aplasta con tus santísimos pies la cabeza de la serpiente y no nos dejas caer en las tentaciones, libéranos de cada esclavitud, confusión e inseguridad.

    Danos tu gracia y tu Luz para poder ver en las tinieblas que nos rodean y seguir la justa calle. Madre generosa, te presentamos suplicantes nuestra petición de ayuda.

Humildemente te suplicamos:
Desata los nudos de nuestras molestias físicas y de las enfermedades incurables
María Escúchanos!  

Desata los nudos de los conflictos psíquicos dentro de nosotros, nuestra angustia, y miedo la no aceptación de nosotros mismos y de nuestra realidad.
María Escúchanos!  

Desata los nudos de nuestra posesión diabólica
María Escúchanos!
Desata los nudos en nuestra familia en la relación con los hijos
María Escúchanos!  

Desata los nudos en la esfera profesional, en la imposibilidad de encontrar un trabajo decoroso o en la esclavitud de trabajar con exceso.
María Escúchanos!  

Desata los nudos dentro de nuestra comunidad parroquial y en nuestra iglesia que es una santa católica y apostólica
María Escúchanos!  

Desata los nudos entre las varias iglesias cristianas y confesiones religiosas y danos la unidad en el respeto de las diversidades
María Escúchanos!  
Desata los nudos en la vida social y política de nuestro País
María Escúchanos!  

Desata todos los nudos de nuestro corazón para poder ser libres de amar con generosidad
María Escúchanos!  

María que desatas los nudos, ruega por nosotros a tu Hijo Jesús Cristo nuestro Señor. Amén.


Si desea colaborar con este sitio web, solo debe salir por los anuncios publicitarios que se encuentran en la web, esto donará 0,01 US$, cada vez que visite la web de los anunciantes. Gracias por su colaboración.

Cuarto Día, Novena Desatanudos


  1. Hacer la señal de la Cruz 
    Tómese un tiempo para armonizar su espíritu y conectarse con las energías del universo.
  2. Acto de contrición

    Jesús, mi señor y redentor, yo me arrepiento de todos los pecados que he cometido hasta hoy, y me pesa de todo corazón porque con ellos he ofendido a un Dios tan bueno. Propongo firmemente no volver a pecar y confío en que por tu infinita misericordia, me has de conceder el perdón de mis culpas, y me has de llevar a la vida eterna. Amen.

  3. Recitar las tres primeras decenas del Santo Rosario

    Cargando ...


  4. Día Cuarto:
    Santa Madre amada mía, que acoges a todos aquellos que buscan tu ayuda, Ten piedad de mi. Pongo en Tus manos este ”nudo” (nombrarlo Si es posible) que me impide ser feliz, me impide vivir en paz, mi alma está paralizada y me impide caminar hacia mi Señor y servirlo.
    Desata este ”nudo” de mi Vida, o Madre mía. Pide a Jesús la curación de mi Fe paralizada que tropieza en las piedras del camino.
    Camina conmigo, Madre amada mía, para que sea consciente que estas piedras que son en realidad amigas; que deje de murmurar y aprenda a dar gracias, a sonreír en cada momento, porque tengo Confianza en Ti.

    “María que desata los nudos” Ruega por mí.

    María es el Sol y todo el mundo beneficia de Su calor.

  5. Recitar las dos últimas decenas del Santo Rosario
  6. Oración Final

    Virgen María, Madre del Bello Amor, Madre que nunca ha abandonado a uno de sus hijos que implora por tu ayuda. Madre cuyas manos trabajan sin tregua por sus hijos tanto amados, porque son empujadas del amor Divino, y de la infinita misericordia que sale de tu corazón.

    Vuelve hacia mí tu mirada llena de compasión. Mira el cúmulo de ”nudos” en mi vida. Conoces mi desesperación y mi dolor. Sabes cuánto me paralizan estos nudos María, Madre encargada de Dios, de desatar los “nudos” de la vida de sus hijos, pongo nuevamente la cinta de mi vida en tus manos. En tus divinas manos no hay “nudo” que no pueda ser desatado. Madre Omnipotente, con la gracia y Tu poder de intercesión con tu hijo Jesús, mi salvador, Recibe hoy este “nudo” (nombrarlo si es posible) por la Gloria de Dios te pido desatarlo, y desatarlo para siempre. Espero en ti.

    Eres el único consuelo que Dios me ha dado. Eres la fortaleza de mis fuerzas precarias, la riqueza de mis miserias, la liberación de todo lo que me impide de estar con Cristo. Acoge mi llamada. Presérvame, guíame, protégeme, se mi refugio. María que desata los nudos, ruega por mi. Madre de Jesús y Madre nuestra, María Santísima Madre de Dios; tú sabes que la vida nuestra está llena de nudos pequeños y grandes. Nos sentimos sofocados, aplastados, oprimidos e impotentes en resolver nuestros problemas. Confiamos en ti, virgen de paz y de misericordia. Nos dirigimos al padre por Jesús Cristo en él Espíritu Santo, unidos a todos los ángeles y a los santos. María en coronada de doce estrellas que aplasta con tus santísimos pies la cabeza de la serpiente y no nos dejas caer en las tentaciones, libéranos de cada esclavitud, confusión e inseguridad.

    Danos tu gracia y tu Luz para poder ver en las tinieblas que nos rodean y seguir la justa calle. Madre generosa, te presentamos suplicantes nuestra petición de ayuda.

Humildemente te suplicamos:
Desata los nudos de nuestras molestias físicas y de las enfermedades incurables
María Escúchanos!  

Desata los nudos de los conflictos psíquicos dentro de nosotros, nuestra angustia, y miedo la no aceptación de nosotros mismos y de nuestra realidad.
María Escúchanos!  

Desata los nudos de nuestra posesión diabólica
María Escúchanos!
Desata los nudos en nuestra familia en la relación con los hijos
María Escúchanos!  

Desata los nudos en la esfera profesional, en la imposibilidad de encontrar un trabajo decoroso o en la esclavitud de trabajar con exceso.
María Escúchanos!  

Desata los nudos dentro de nuestra comunidad parroquial y en nuestra iglesia que es una santa católica y apostólica
María Escúchanos!  

Desata los nudos entre las varias iglesias cristianas y confesiones religiosas y danos la unidad en el respeto de las diversidades
María Escúchanos!  
Desata los nudos en la vida social y política de nuestro País
María Escúchanos!  

Desata todos los nudos de nuestro corazón para poder ser libres de amar con generosidad
María Escúchanos!  

María que desatas los nudos, ruega por nosotros a tu Hijo Jesús Cristo nuestro Señor. Amén.


Si desea colaborar con este sitio web, solo debe salir por los anuncios publicitarios que se encuentran en la web, esto donará 0,01 US$, cada vez que visite la web de los anunciantes. Gracias por su colaboración.

Quinto Día, Novena Desatanudos


  1. Hacer la señal de la Cruz 
    Tómese un tiempo para armonizar su espíritu y conectarse con las energías del universo.
  2. Acto de contrición

    Jesús, mi señor y redentor, yo me arrepiento de todos los pecados que he cometido hasta hoy, y me pesa de todo corazón porque con ellos he ofendido a un Dios tan bueno. Propongo firmemente no volver a pecar y confío en que por tu infinita misericordia, me has de conceder el perdón de mis culpas, y me has de llevar a la vida eterna. Amen.

  3. Recitar las tres primeras decenas del Santo Rosario

    Cargando ...


  4. Día Quinto:
    “Madre que desata los nudos”generosa y llena de compasión, me dirijo a ti para poner, una vez más, esté “nudo” en tus manos (nombrarlo si es posible). Te pido la sabiduría de Dios, para que yo consiga a la Luz del Espíritu Santo y desatar éste cúmulo de dificultades.
    Nadie te ha visto nunca enojada, al contrario, tus palabras son tan llenas de dulzura que se ve en ti él Espíritu Santo líbrame de las amarguras, de la cólera y del odio que este “nudo” me ha causado. Madre mía amada, dame tu dulzura y tu sabiduría, enséñame a meditar en el silencio de mi corazón y así como has hecho el día de Pentecostés, intercede con Jesús para que reciba en mi vida el Espíritu Santo, el espíritu de Dios que venga sobre mí. “María que desata los nudos” Ruega por mí.

    María es omnipotente con Dios.

  5. Recitar las dos últimas decenas del Santo Rosario
  6. Oración Final

    Virgen María, Madre del Bello Amor, Madre que nunca ha abandonado a uno de sus hijos que implora por tu ayuda. Madre cuyas manos trabajan sin tregua por sus hijos tanto amados, porque son empujadas del amor Divino, y de la infinita misericordia que sale de tu corazón.

    Vuelve hacia mí tu mirada llena de compasión. Mira el cúmulo de ”nudos” en mi vida. Conoces mi desesperación y mi dolor. Sabes cuánto me paralizan estos nudos María, Madre encargada de Dios, de desatar los “nudos” de la vida de sus hijos, pongo nuevamente la cinta de mi vida en tus manos. En tus divinas manos no hay “nudo” que no pueda ser desatado. Madre Omnipotente, con la gracia y Tu poder de intercesión con tu hijo Jesús, mi salvador, Recibe hoy este “nudo” (nombrarlo si es posible) por la Gloria de Dios te pido desatarlo, y desatarlo para siempre. Espero en ti.

    Eres el único consuelo que Dios me ha dado. Eres la fortaleza de mis fuerzas precarias, la riqueza de mis miserias, la liberación de todo lo que me impide de estar con Cristo. Acoge mi llamada. Presérvame, guíame, protégeme, se mi refugio. María que desata los nudos, ruega por mi. Madre de Jesús y Madre nuestra, María Santísima Madre de Dios; tú sabes que la vida nuestra está llena de nudos pequeños y grandes. Nos sentimos sofocados, aplastados, oprimidos e impotentes en resolver nuestros problemas. Confiamos en ti, virgen de paz y de misericordia. Nos dirigimos al padre por Jesús Cristo en él Espíritu Santo, unidos a todos los ángeles y a los santos. María en coronada de doce estrellas que aplasta con tus santísimos pies la cabeza de la serpiente y no nos dejas caer en las tentaciones, libéranos de cada esclavitud, confusión e inseguridad.

    Danos tu gracia y tu Luz para poder ver en las tinieblas que nos rodean y seguir la justa calle. Madre generosa, te presentamos suplicantes nuestra petición de ayuda.

Humildemente te suplicamos:
Desata los nudos de nuestras molestias físicas y de las enfermedades incurables
María Escúchanos!  

Desata los nudos de los conflictos psíquicos dentro de nosotros, nuestra angustia, y miedo la no aceptación de nosotros mismos y de nuestra realidad.
María Escúchanos!  

Desata los nudos de nuestra posesión diabólica
María Escúchanos!
Desata los nudos en nuestra familia en la relación con los hijos
María Escúchanos!  

Desata los nudos en la esfera profesional, en la imposibilidad de encontrar un trabajo decoroso o en la esclavitud de trabajar con exceso.
María Escúchanos!  

Desata los nudos dentro de nuestra comunidad parroquial y en nuestra iglesia que es una santa católica y apostólica
María Escúchanos!  

Desata los nudos entre las varias iglesias cristianas y confesiones religiosas y danos la unidad en el respeto de las diversidades
María Escúchanos!  
Desata los nudos en la vida social y política de nuestro País
María Escúchanos!  

Desata todos los nudos de nuestro corazón para poder ser libres de amar con generosidad
María Escúchanos!  

María que desatas los nudos, ruega por nosotros a tu Hijo Jesús Cristo nuestro Señor. Amén.


Si desea colaborar con este sitio web, solo debe salir por los anuncios publicitarios que se encuentran en la web, esto donará 0,01 US$, cada vez que visite la web de los anunciantes. Gracias por su colaboración.

Sexto Día, Novena desatanudos


  1. Hacer la señal de la Cruz 
    Tómese un tiempo para armonizar su espíritu y conectarse con las energías del universo.
  2. Acto de contrición

    Jesús, mi señor y redentor, yo me arrepiento de todos los pecados que he cometido hasta hoy, y me pesa de todo corazón porque con ellos he ofendido a un Dios tan bueno. Propongo firmemente no volver a pecar y confío en que por tu infinita misericordia, me has de conceder el perdón de mis culpas, y me has de llevar a la vida eterna. Amen.

  3. Recitar las tres primeras decenas del Santo Rosario

    Cargando ...


  4. Día Sexto:
    Reina de misericordia, te doy este “nudo” de mi vida (nombrarlo si es posible) y te pido darme un corazón que sepa ser paciente hasta que tu desates este “nudo”. Enséñame a escuchar la palabra de tu Hijo, a confesarme, a comulgar, por esto quédate conmigo María. Prepara mi corazón a festejar con los ángeles la gracia que tu me éstas obteniendo. “María que desata los nudos” Ruega por mí.

    Eres hermosa María y ninguna mancha está en Ti.

  5. Recitar las dos últimas decenas del Santo Rosario
  6. Oración Final

    Virgen María, Madre del Bello Amor, Madre que nunca ha abandonado a uno de sus hijos que implora por tu ayuda. Madre cuyas manos trabajan sin tregua por sus hijos tanto amados, porque son empujadas del amor Divino, y de la infinita misericordia que sale de tu corazón.

    Vuelve hacia mí tu mirada llena de compasión. Mira el cúmulo de ”nudos” en mi vida. Conoces mi desesperación y mi dolor. Sabes cuánto me paralizan estos nudos María, Madre encargada de Dios, de desatar los “nudos” de la vida de sus hijos, pongo nuevamente la cinta de mi vida en tus manos. En tus divinas manos no hay “nudo” que no pueda ser desatado. Madre Omnipotente, con la gracia y Tu poder de intercesión con tu hijo Jesús, mi salvador, Recibe hoy este “nudo” (nombrarlo si es posible) por la Gloria de Dios te pido desatarlo, y desatarlo para siempre. Espero en ti.

    Eres el único consuelo que Dios me ha dado. Eres la fortaleza de mis fuerzas precarias, la riqueza de mis miserias, la liberación de todo lo que me impide de estar con Cristo. Acoge mi llamada. Presérvame, guíame, protégeme, se mi refugio. María que desata los nudos, ruega por mi. Madre de Jesús y Madre nuestra, María Santísima Madre de Dios; tú sabes que la vida nuestra está llena de nudos pequeños y grandes. Nos sentimos sofocados, aplastados, oprimidos e impotentes en resolver nuestros problemas. Confiamos en ti, virgen de paz y de misericordia. Nos dirigimos al padre por Jesús Cristo en él Espíritu Santo, unidos a todos los ángeles y a los santos. María en coronada de doce estrellas que aplasta con tus santísimos pies la cabeza de la serpiente y no nos dejas caer en las tentaciones, libéranos de cada esclavitud, confusión e inseguridad.

    Danos tu gracia y tu Luz para poder ver en las tinieblas que nos rodean y seguir la justa calle. Madre generosa, te presentamos suplicantes nuestra petición de ayuda.

Humildemente te suplicamos:
Desata los nudos de nuestras molestias físicas y de las enfermedades incurables
María Escúchanos!  

Desata los nudos de los conflictos psíquicos dentro de nosotros, nuestra angustia, y miedo la no aceptación de nosotros mismos y de nuestra realidad.
María Escúchanos!  

Desata los nudos de nuestra posesión diabólica
María Escúchanos!
Desata los nudos en nuestra familia en la relación con los hijos
María Escúchanos!  

Desata los nudos en la esfera profesional, en la imposibilidad de encontrar un trabajo decoroso o en la esclavitud de trabajar con exceso.
María Escúchanos!  

Desata los nudos dentro de nuestra comunidad parroquial y en nuestra iglesia que es una santa católica y apostólica
María Escúchanos!  

Desata los nudos entre las varias iglesias cristianas y confesiones religiosas y danos la unidad en el respeto de las diversidades
María Escúchanos!  
Desata los nudos en la vida social y política de nuestro País
María Escúchanos!  

Desata todos los nudos de nuestro corazón para poder ser libres de amar con generosidad
María Escúchanos!  

María que desatas los nudos, ruega por nosotros a tu Hijo Jesús Cristo nuestro Señor. Amén.


Si desea colaborar con este sitio web, solo debe salir por los anuncios publicitarios que se encuentran en la web, esto donará 0,01 US$, cada vez que visite la web de los anunciantes. Gracias por su colaboración.

Séptimo Día, Novena Desatanudos


  1. Hacer la señal de la Cruz 
    Tómese un tiempo para armonizar su espíritu y conectarse con las energías del universo.
  2. Acto de contrición

    Jesús, mi señor y redentor, yo me arrepiento de todos los pecados que he cometido hasta hoy, y me pesa de todo corazón porque con ellos he ofendido a un Dios tan bueno. Propongo firmemente no volver a pecar y confío en que por tu infinita misericordia, me has de conceder el perdón de mis culpas, y me has de llevar a la vida eterna. Amen.

  3. Recitar las tres primeras decenas del Santo Rosario

    Cargando ...


  4. Día Séptimo :
    Madre Purísima, me dirijo hoy a ti, te suplico desatar este nudo de mi vida (nombrarlo si es posible) y liberarme de la influencia del mal.
    Dios te ha concedido un gran poder sobre todos los demonios.
    Hoy renuncio a los demonios ya todos los lazos que tuve con ellos.
    Proclamo que Jesús es mí único salvador y mi único señor.
    Oh! ”María que desata nudos” aplasta la cabeza del demonio.
    Destruye las trampas provocadas de éstos “nudos” en mi vida.
    “María que desata los nudos” Ruega por mí.

    Eres la gloria de Jerusalén, eres él honor de nuestro pueblo.

  5. Recitar las dos últimas decenas del Santo Rosario
  6. Oración Final

    Virgen María, Madre del Bello Amor, Madre que nunca ha abandonado a uno de sus hijos que implora por tu ayuda. Madre cuyas manos trabajan sin tregua por sus hijos tanto amados, porque son empujadas del amor Divino, y de la infinita misericordia que sale de tu corazón.

    Vuelve hacia mí tu mirada llena de compasión. Mira el cúmulo de ”nudos” en mi vida. Conoces mi desesperación y mi dolor. Sabes cuánto me paralizan estos nudos María, Madre encargada de Dios, de desatar los “nudos” de la vida de sus hijos, pongo nuevamente la cinta de mi vida en tus manos. En tus divinas manos no hay “nudo” que no pueda ser desatado. Madre Omnipotente, con la gracia y Tu poder de intercesión con tu hijo Jesús, mi salvador, Recibe hoy este “nudo” (nombrarlo si es posible) por la Gloria de Dios te pido desatarlo, y desatarlo para siempre. Espero en ti.

    Eres el único consuelo que Dios me ha dado. Eres la fortaleza de mis fuerzas precarias, la riqueza de mis miserias, la liberación de todo lo que me impide de estar con Cristo. Acoge mi llamada. Presérvame, guíame, protégeme, se mi refugio. María que desata los nudos, ruega por mi. Madre de Jesús y Madre nuestra, María Santísima Madre de Dios; tú sabes que la vida nuestra está llena de nudos pequeños y grandes. Nos sentimos sofocados, aplastados, oprimidos e impotentes en resolver nuestros problemas. Confiamos en ti, virgen de paz y de misericordia. Nos dirigimos al padre por Jesús Cristo en él Espíritu Santo, unidos a todos los ángeles y a los santos. María en coronada de doce estrellas que aplasta con tus santísimos pies la cabeza de la serpiente y no nos dejas caer en las tentaciones, libéranos de cada esclavitud, confusión e inseguridad.

    Danos tu gracia y tu Luz para poder ver en las tinieblas que nos rodean y seguir la justa calle. Madre generosa, te presentamos suplicantes nuestra petición de ayuda.

Humildemente te suplicamos:
Desata los nudos de nuestras molestias físicas y de las enfermedades incurables
María Escúchanos!  

Desata los nudos de los conflictos psíquicos dentro de nosotros, nuestra angustia, y miedo la no aceptación de nosotros mismos y de nuestra realidad.
María Escúchanos!  

Desata los nudos de nuestra posesión diabólica
María Escúchanos!
Desata los nudos en nuestra familia en la relación con los hijos
María Escúchanos!  

Desata los nudos en la esfera profesional, en la imposibilidad de encontrar un trabajo decoroso o en la esclavitud de trabajar con exceso.
María Escúchanos!  

Desata los nudos dentro de nuestra comunidad parroquial y en nuestra iglesia que es una santa católica y apostólica
María Escúchanos!  

Desata los nudos entre las varias iglesias cristianas y confesiones religiosas y danos la unidad en el respeto de las diversidades
María Escúchanos!  
Desata los nudos en la vida social y política de nuestro País
María Escúchanos!  

Desata todos los nudos de nuestro corazón para poder ser libres de amar con generosidad
María Escúchanos!  

María que desatas los nudos, ruega por nosotros a tu Hijo Jesús Cristo nuestro Señor. Amén.


Si desea colaborar con este sitio web, solo debe salir por los anuncios publicitarios que se encuentran en la web, esto donará 0,01 US$, cada vez que visite la web de los anunciantes. Gracias por su colaboración.

Día Octavo, Novena Desatanudos


  1. Hacer la señal de la Cruz 
    Tómese un tiempo para armonizar su espíritu y conectarse con las energías del universo.
  2. Acto de contrición

    Jesús, mi señor y redentor, yo me arrepiento de todos los pecados que he cometido hasta hoy, y me pesa de todo corazón porque con ellos he ofendido a un Dios tan bueno. Propongo firmemente no volver a pecar y confío en que por tu infinita misericordia, me has de conceder el perdón de mis culpas, y me has de llevar a la vida eterna. Amen.

  3. Recitar las tres primeras decenas del Santo Rosario

    Cargando ...


  4. Día Octavo:
    Virgen Madre de Dios, rica en misericordia, ten piedad de mi, tu hijito y desata los nudos (nómbralo si es posible) de mi vida. Yo necesito que tu me visites, así como has hecho con Elisabeth. Llévame a Jesús, llévame al Espíritu Santo.

    Enséñame el coraje, el gozo, la humildad, y como Elisabeth, lléname de Espíritu Santo. Quiero que tu seas mi madre. Mi reina y mi amiga.

    Te doy mi corazón y todo lo que me pertenece: mi casa, mi familia, mis bienes interiores y exteriores. Yo te pertenezco a ti para siempre.

    Pon en mí tu corazón para que yo haga todo lo que Jesús dicte mi hacer.

    “María que desata los nudos”, ruega por mi.

    Caminemos llenos de confianza hacia el trono de la gracia.

  5. Recitar las dos últimas decenas del Santo Rosario
  6. Oración Final

    Virgen María, Madre del Bello Amor, Madre que nunca ha abandonado a uno de sus hijos que implora por tu ayuda. Madre cuyas manos trabajan sin tregua por sus hijos tanto amados, porque son empujadas del amor Divino, y de la infinita misericordia que sale de tu corazón.

    Vuelve hacia mí tu mirada llena de compasión. Mira el cúmulo de ”nudos” en mi vida. Conoces mi desesperación y mi dolor. Sabes cuánto me paralizan estos nudos María, Madre encargada de Dios, de desatar los “nudos” de la vida de sus hijos, pongo nuevamente la cinta de mi vida en tus manos. En tus divinas manos no hay “nudo” que no pueda ser desatado. Madre Omnipotente, con la gracia y Tu poder de intercesión con tu hijo Jesús, mi salvador, Recibe hoy este “nudo” (nombrarlo si es posible) por la Gloria de Dios te pido desatarlo, y desatarlo para siempre. Espero en ti.

    Eres el único consuelo que Dios me ha dado. Eres la fortaleza de mis fuerzas precarias, la riqueza de mis miserias, la liberación de todo lo que me impide de estar con Cristo. Acoge mi llamada. Presérvame, guíame, protégeme, se mi refugio. María que desata los nudos, ruega por mi. Madre de Jesús y Madre nuestra, María Santísima Madre de Dios; tú sabes que la vida nuestra está llena de nudos pequeños y grandes. Nos sentimos sofocados, aplastados, oprimidos e impotentes en resolver nuestros problemas. Confiamos en ti, virgen de paz y de misericordia. Nos dirigimos al padre por Jesús Cristo en él Espíritu Santo, unidos a todos los ángeles y a los santos. María en coronada de doce estrellas que aplasta con tus santísimos pies la cabeza de la serpiente y no nos dejas caer en las tentaciones, libéranos de cada esclavitud, confusión e inseguridad.

    Danos tu gracia y tu Luz para poder ver en las tinieblas que nos rodean y seguir la justa calle. Madre generosa, te presentamos suplicantes nuestra petición de ayuda.

Humildemente te suplicamos:
Desata los nudos de nuestras molestias físicas y de las enfermedades incurables
María Escúchanos!  

Desata los nudos de los conflictos psíquicos dentro de nosotros, nuestra angustia, y miedo la no aceptación de nosotros mismos y de nuestra realidad.
María Escúchanos!  

Desata los nudos de nuestra posesión diabólica
María Escúchanos!
Desata los nudos en nuestra familia en la relación con los hijos
María Escúchanos!  

Desata los nudos en la esfera profesional, en la imposibilidad de encontrar un trabajo decoroso o en la esclavitud de trabajar con exceso.
María Escúchanos!  

Desata los nudos dentro de nuestra comunidad parroquial y en nuestra iglesia que es una santa católica y apostólica
María Escúchanos!  

Desata los nudos entre las varias iglesias cristianas y confesiones religiosas y danos la unidad en el respeto de las diversidades
María Escúchanos!  
Desata los nudos en la vida social y política de nuestro País
María Escúchanos!  

Desata todos los nudos de nuestro corazón para poder ser libres de amar con generosidad
María Escúchanos!  

María que desatas los nudos, ruega por nosotros a tu Hijo Jesús Cristo nuestro Señor. Amén.


Si desea colaborar con este sitio web, solo debe salir por los anuncios publicitarios que se encuentran en la web, esto donará 0,01 US$, cada vez que visite la web de los anunciantes. Gracias por su colaboración.

lunes, 7 de enero de 2013

Día Noveno, Desata Nudos


  1. Hacer la señal de la Cruz 
    Tómese un tiempo para armonizar su espíritu y conectarse con las energías del universo.
  2. Acto de contrición

    Jesús, mi señor y redentor, yo me arrepiento de todos los pecados que he cometido hasta hoy, y me pesa de todo corazón porque con ellos he ofendido a un Dios tan bueno. Propongo firmemente no volver a pecar y confío en que por tu infinita misericordia, me has de conceder el perdón de mis culpas, y me has de llevar a la vida eterna. Amen.

  3. Recitar las tres primeras decenas del Santo Rosario

    Cargando ...


  4. Día Noveno:
    Madre Santísima, nuestra abogada, tu que desatas los “nudos” vengo hoy a agradecerte de haber desatado este “nudo” (nombrar el nudo desatado) de mi vida. Conoces el dolor que me ha causado. Gracias Madre mía amada, te doy gracias porque has desatado los “nudos” de mi vida. Envuélveme en el Tu manto de amor, protégeme, ilumíname con tu paz.

    María que desata los nudos. Ruega por mí

  5. Recitar las dos últimas decenas del Santo Rosario
  6. Oración Final

    Virgen María, Madre del Bello Amor, Madre que nunca ha abandonado a uno de sus hijos que implora por tu ayuda. Madre cuyas manos trabajan sin tregua por sus hijos tanto amados, porque son empujadas del amor Divino, y de la infinita misericordia que sale de tu corazón.

    Vuelve hacia mí tu mirada llena de compasión. Mira el cúmulo de ”nudos” en mi vida. Conoces mi desesperación y mi dolor. Sabes cuánto me paralizan estos nudos María, Madre encargada de Dios, de desatar los “nudos” de la vida de sus hijos, pongo nuevamente la cinta de mi vida en tus manos. En tus divinas manos no hay “nudo” que no pueda ser desatado. Madre Omnipotente, con la gracia y Tu poder de intercesión con tu hijo Jesús, mi salvador, Recibe hoy este “nudo” (nombrarlo si es posible) por la Gloria de Dios te pido desatarlo, y desatarlo para siempre. Espero en ti.

    Eres el único consuelo que Dios me ha dado. Eres la fortaleza de mis fuerzas precarias, la riqueza de mis miserias, la liberación de todo lo que me impide de estar con Cristo. Acoge mi llamada. Presérvame, guíame, protégeme, se mi refugio. María que desata los nudos, ruega por mi. Madre de Jesús y Madre nuestra, María Santísima Madre de Dios; tú sabes que la vida nuestra está llena de nudos pequeños y grandes. Nos sentimos sofocados, aplastados, oprimidos e impotentes en resolver nuestros problemas. Confiamos en ti, virgen de paz y de misericordia. Nos dirigimos al padre por Jesús Cristo en él Espíritu Santo, unidos a todos los ángeles y a los santos. María en coronada de doce estrellas que aplasta con tus santísimos pies la cabeza de la serpiente y no nos dejas caer en las tentaciones, libéranos de cada esclavitud, confusión e inseguridad.

    Danos tu gracia y tu Luz para poder ver en las tinieblas que nos rodean y seguir la justa calle. Madre generosa, te presentamos suplicantes nuestra petición de ayuda.

Humildemente te suplicamos:
Desata los nudos de nuestras molestias físicas y de las enfermedades incurables
María Escúchanos!  

Desata los nudos de los conflictos psíquicos dentro de nosotros, nuestra angustia, y miedo la no aceptación de nosotros mismos y de nuestra realidad.
María Escúchanos!  

Desata los nudos de nuestra posesión diabólica
María Escúchanos!
Desata los nudos en nuestra familia en la relación con los hijos
María Escúchanos!  

Desata los nudos en la esfera profesional, en la imposibilidad de encontrar un trabajo decoroso o en la esclavitud de trabajar con exceso.
María Escúchanos!  

Desata los nudos dentro de nuestra comunidad parroquial y en nuestra iglesia que es una santa católica y apostólica
María Escúchanos!  

Desata los nudos entre las varias iglesias cristianas y confesiones religiosas y danos la unidad en el respeto de las diversidades
María Escúchanos!  
Desata los nudos en la vida social y política de nuestro País
María Escúchanos!  

Desata todos los nudos de nuestro corazón para poder ser libres de amar con generosidad
María Escúchanos!  

María que desatas los nudos, ruega por nosotros a tu Hijo Jesús Cristo nuestro Señor. Amén.


Si desea colaborar con este sitio web, solo debe salir por los anuncios publicitarios que se encuentran en la web, esto donará 0,01 US$, cada vez que visite la web de los anunciantes. Gracias por su colaboración.